martes, 28 de marzo de 2017

Mindfulness se instala en ambientes empresariales.

¿  Que te recuerda este genial Spot BMW: Cuando conduzcas, conduce (Spot 2016) ?


Mindfulness es ya un hecho en ambientes económicos y de negocios lo que nos da una idea de la dimensión que esta disciplina está adquiriendo.

Hacia el 2010  empresas como Google o General Mills comenzaron a experimentar con la meditación; hoy ya es una rutina habitual en muchas compañías de Silicon Valley y otras más tradicionales como Bank of America.


 ¿Por qué está sucediendo esto? 

En un principio existía  gran reticencia en el mundo empresarial a todas las técnicas y disciplinas que suenan a filosofías orientales, a new age  o espiritualidad. Se pensaba que eran mas propias de entornos religiosos o filosóficos. En estos ambientes siempre se las había considerado que fomentaban personas "débiles"; que poco tenían que ver con la agresividad y la dureza necesaria para alcanzar la productividad por encima de todo y de todos.
Se las consideraba incluso contraproducentes. Harían aparecer el lado mas humano de los directivos y estos se volverían también débiles a la hora de tomar decisiones importantes, como el despido de los trabajadores, o el recorte de sus derechos.

Recientemente la cuestión ha cambiado de rumbo. Por una parte los empresarios han sido atraídos por el rotundo éxito de empresas importantes que se han atrevido a incorporar algunas de estas disciplinas. Por otra han visto que estudios científicos de primera magnitud, sobre todo realizados en universidades americanas, prueban los beneficios que la Meditación, el Yoga o el  Mindfulness, entre otras, aportan a la salud.  
Los estudios demuestran que con la práctica habitual se  reduce el estrés, se es  más feliz y se goza de mejor salud ( lo que implica menos bajas laborales). Las personas se vuelven más empáticas y compasivas. Con una mente mas abierta y mas capaz de enfrentarse a nuevos retos o problemas. Mas motivadas y menos proclives a la depresión o al cansancio de la rutina. En definitiva son mas productivos.
Incluso las estructuras cerebrales que se consideraban inmutables, con las técnicas meditativas, experimentan profundos cambios físicos, absolutamente visibles.

Una disciplina que tiene que ver mucho en este cambio es el Coaching, ya de amplia tradición en la empresa. Ha hecho de puente comenzando a utilizar algunas de estas técnicas con naturalidad en el mundo empresarial. Viniendo del Coaching ( Hacer que luzca lo mejor de uno mismo ) no resultan en el ambiente empresarial nada sospechosas. 

Por otra parte, la crisis, ha llevado a muchos empresarios a probar recursos que de otra manera jamás hubieran utilizado, con el fin de diferenciarse de la competencia.

Esta ola que parte de los paises anglosajones se ha ido extendiendo por todo el mundo occidental. En España empresas como Mahou San Miguel. Repsol y L'Oréal España desarrollan proyectos para que su capital humano pueda adquirir hábitos de conciencia plena .

Otros sectores, como ejércitos de distintos países,  también han visto en el Mindfulness una herramienta interesante para mejorar la eficacia de sus mandos y soldados. Por otra parte, la publicidad intenta capitalizar los mensajes y heramientas del ámbito meditativo en su propio beneficio, captando así la atención de un consumidor cada vez mas receptivo a lo novedoso.

Conclusión:

Lo primero que podemos inferir es que la Meditación y las demás disciplinas que durante milenios han sido utilizadas en oriente son eficaces. De lo contrario la empresa, la publicidad o los ejércitos jamás hubiera puesto recursos en ello.

Lo segundo es que estamos en el buen camino de hacer un mundo mejor. Todo aquel que haya practicado la meditación, en cualquiera de sus ramas, sabe que produce un profundo cambio en sí mismo. Pasamos de reaccionar de manera automática a actuar o no, pero de manera consciente. A ser mas libres. La atención plena nos entrena para a vivir el momento presente, a aceptar la realidad como es. Los acontecimientos de la vida, sean los que sean, se convierten en nuestros maestros. Queda atrás la reacción de huida o apego, según  consideremos que lo que nos ocurre es bueno o malo para nosotros. La conciencia plena nos lleva a la Conciencia Absoluta, a ver que todos somos Uno, lo que nos convierte en seres cada vez mas compasivos. Aquello que la sociedad nos había hecho creer que era lo único importante pasa a un segundo plano, incluso a ser casi irrelevante.

Lo tercero es que si se generaliza la La Meditación el mundo ya no será nunca el mismo, por que nosotros habremos descubierto que aquello que buscábamos fuera ya lo traemos de serie. Tenemos todas las herramientas para ser felices. 

Quizás hemos iniciado el camino para que un sistema económico-productivo al servicio de la rentabilidad pase a estar al servicio de toda la humanidad.  Quizás, el término productividad, que tanto daño hace, algún día desaparezca de nuestras empresas y sea sustituido por el de felicidad. Ni los directivos, ni los trabajadores, ni los generales ni los soldados si meditan podrán ser ya los mismos.

Practica todo lo que puedas. Meditar es la mejor manera que tienes de contribuir a hacer un mundo. mejor. " Se el cambio que quieras ver en el mundo "

Resultado de imagen de mindfulness en la empresa

domingo, 26 de marzo de 2017

Como lograr hacer Flor de loto o Padmasana.

Resultado de imagen de flor de loto posicionLlamada así por su similitud con la flor de loto, la posición de loto o padmasana es una postura de yoga diseñada para abrir las caderas y ganar flexibilidad en los tobillos y las rodillas. Es muy estable e invita a la meditación.


Espiritualmente, la posición de loto invita a la tranquilidad, al silencio y fomenta la contemplación.

Como ejercicio físico, esta postura estimula los nervios de las piernas y los muslos, además de tonificar los órganos abdominales y fortalecer la columna y la parte superior de la espalda.

Visualmente, la posición de loto simboliza un triángulo o pirámide que controla y regula la energía de la vida (conocimiento, voluntad y acción), o la energía mística de la práctica del yoga.

A pesar de ser una de las posturas de yoga más reconocibles (vemos con frecuencia a Buddha sentado en esta posición), en realidad es una asana de nivel avanzado y, normalmente, no apta para principiantes.

Esta posición solo debes intentarla si tienes flexibilidad y no tienes molestia alguna o con la ayuda y dirección de un maestro de Yoga en vivo y en directo. Requiere una delicada preparación. Los videos son solo para mostrarte como se construye a modo de cultura yóguica no para que lo intentes solo.

Si aún con un maestro de Yoga notas cualquier molestia o dolencia, no la intentes recuerda que lo principal en Yoga es ser muy amables con nosotros mismos. Es una posición compleja que puede producir alguna lesión. Puedes utilizar cualquier otra posición de meditación que te resulte mas cómoda.




Fuente: https://www.youtube.com/watch?v=roaOgN__MLs

viernes, 24 de febrero de 2017

Mindfulness: Como potenciar el modo Ser

Cuando estamos despiertos tenemos dos modos de relacionarnos con nosotros mismos y con el exterior: Los podemos llamar Modo Hacer y Modo Ser. El modo Ser es lo que Mindfulness trata de conseguir.

Resultado de imagen de ser hacerImagina que vas andando de camino al trabajo, sumido en tus pensamientos. ¿Que me encontraré hoy al llegar? ¡ Ya verás como me toca hacerlo todo! ¿ Y si el pedido no me llega a tiempo ? ¡ Vaya bronca que me echo ayer el jefe, sin tener culpa de nada! "menos mal que llega ya el fin de semana." Una ansiedad se va apoderando de ti a medida que te acercas al trabajo, te duelen las rodillas y andas cada vez mas despacio, te sientes cansado ya por la mañana. Vas en modo Hacer.

De repente al pasar por el parque una paloma levanta el vuelo y te pasa rozando; parece que has despertado de un sueño. Haces una profunda inspiración y percibes el olor a tierra mojada . Oyes como los pájaros cantan por que está llegando la primavera. Miras a tu alrededor y te das cuenta de que otras personas caminan por el parque, parecen  sumidos en sus propios pensamientos. Te das cuenta de los colores vivos de la naturaleza, de la brisa en tus mejillas. Te apetece estirarte y abrazar aquella sensación de que estas vivo. ¡Enhorabuena has entrado en Modo Ser!


El Modo Hacer  es una cualidad predominante en nuestro mundo occidental actual.  Planificamos y visualizamos como queremos que salgan las cosas y actuamos; trabajamos,  de acuerdo a esos planes y pensamientos, para conseguirlo. Este modo es perfecto para diseñar un edificio, hacer la compra, ir de vacaciones, cambiar de seguro de coche y para la mayoría de las actividades humanas. Lo distinguimos por que: 

  • Somos conscientes de como están las cosas en el presente y como queremos que estén en el futuro. Si vamos a ir de vacaciones y no tenemos reserva de hotel queremos hacer una.
  • Nos proponemos un objetivo y nos esforzamos en conseguirlo. Queremos un hotel en la costa a buen precio, llamamos a distintas agencias de viajes y buscamos por Internet.
  • La mayoría de las acciones son mecánicas, no estamos en el momento presente; los pensamientos dan vueltas en la cabeza y las emociones mientras estamos en este modo vienen y van y nos dejamos llevar por ellas de manera inconsciente. " Este hotel tiene buena pinta" " la foto del folleto con gente feliz tomando el sol en la playa" " Y si hace mal tiempo, el año pasado llovió". "
  • No solo surge este estado cuando estamos haciendo cosas; si estamos andando sin rumbo o tumbados, sin poder dormir, nuestra cabeza dándole vueltas a los pensamientos, intentando huir de emociones desagradables, también estamos en modo Hacer.
Este modo es poco eficaz a la hora de tratar con las emociones ya que es el hemisferio izquierdo
( racional, analítico) el que gestiona, dejando que el derecho esté desbocado. Nos pasamos la vida huyendo de manera inconsciente de las emociones que identificamos como desagradables y anhelando las que identificamos como agradables. 

La sociedad actual premia constantemente el modo hacer, conseguir objetivos, competir, obtener rendimiento. Si dejamos de hacer nos sentimos culpables por que "nos han programado para no perder el tiempo". Incluso intentamos hacer varias cosas a la vez ( correr y aprender idiomas)

El Modo Ser es un estádo en el hagas lo que hagas,  la compra, los deberes con los niños, hablar con un amigo, conducir, gestionar la cartera de valores, senderismo, estás con atención plena en el aquí y ahora. Eres plenamente consciente de tus pensamientos, de tus sensaciones físicas, y de tus emociones. Lo distinguimos por:
  • Estas conectado con el momento presente. Conectado con lo que te llega por la vista, el oido, el olfato y demás sentidos. Sabes como está tu cuerpo y eres consciente de los pensamientos y emociones que te llegan sin dejarte arrastrar por ellos. Sabes que no eres las emociones, no eres los pensamientos; Los observas como son, sin juzgar como bueno o malo, aceptas y permites que se vayan.
Una buena noticia es que podemos cambiar de un modo a otro simplemente cambiando nuestro foco de atención al momento presente para no perdernos lo mucho que está ocurriendo. Solo ocurren cosas en el presente y normalmente nos las perdemos por estar en modo automático en el pasado o en el futuro.
Otra es que el entrenamiento para conectar el modo Ser apenas lleva tiempo. Podemos utilizar todo aquello que la vida diaria nos va regalando.

Veamos algunas estrategias que nos permitan entrenar la habilidad para poder cambiar al modo Ser cuando nos apetezca.


  • Cuando camines al trabajo o a otro lugar habitual, pronuncia en voz baja la palabra "Ser" y a partir de ahí observa los sonidos que te llegan, los colores, siente los pies sobre el suelo; Si te sorprendes en tus pensamientos, amablemente permite que se marchen y con una sonrisa vuelve a percibir los sonidos, los olores, la brisa. No te enfades por ello es lo que la mente hace, tratar de devolverte al modo hacer.
  • Haz solo una cosa cada vez, evitando la multitarea; te ayudará a concentrar la atención en aquello que estás haciendo.
  • Cambia de vez en cuando, cosas sencillas, como el camino habitual para ir a un sitio, o por un momento intenta hacer algo con "la otra mano", por ejemplo comer.
  • Cuando pases de una actividad a otra inhala y exhala despacio  tres veces mientras dices mentalmente " pausa, pausa, pausa".
  • Cuando te duches, laves los platos o barras siente el calor del agua, los sonidos que se producen, los olores del jabón.
  • Cuando te pares en un semáforo, es un buen momento para hacerte consciente de todo lo que te rodea.
  • Cada vez que vayas a comer inspira profundamente y observa durante un instante los colores, los aromas, la colocación de los platos vasos y cubiertos, a las personas con las que estás compartiendo la comida.
  • Cada vez que tengas una emoción incómoda ( tristeza, miedo, enfado ) permítete sentirla con curiosidad, con cariño, como intentando aprender de ella. Luego trata de ver como esa emoción se manifiesta en tu cuerpo e imagina que respiras hacia la parte donde parece manifestarse. Permite que sea como es, sin intentar cambiarla, sin intentar huir de ella o rechazarla. Quédate unos instantes con ella. Ahora inspira y expira y fíjate como has podido ser consciente de la emoción por que tú no eres la emoción; crea un espacio entre tu y el sentimiento. Mientras la observas te liberas de ella. Es como sentarse a la orilla del río observando la corriente, no te mojas. Si alguna vez te sientes arrastrado hacia la corriente, por la emoción, basta que seas consciente de ello y vuelvas a la orilla a ser el Observador consciente. 
  • Practica la meditación formal ( sentado ) todos los días. Cinco minutos bastan para comenzar.
Lipe

Buenas posturas para la atención plena.

Siempre viene bien recordar como hacer las posturas adecuadas para la práctica formal de la atención plena o de la meditación. Tanto para los que llevamos mucho tiempo practicando como para los que se inician.


Pero recuerda la postura para meditar solo requiere dos condiciones cómoda y estable. 
Experimenta con las distintas posibilidades, variando materiales, alturas etc hasta encontrar la tuya.

El siguiente vídeo nos lo muestra perfectamente en sus distintas posibilidades de manera que podamos elegir la que mejor nos convenga. 


domingo, 5 de febrero de 2017

Libro: Mindfulness y Ciencia.

mindfulness y ciencia-ausias cebolla i marti-javier garcia-campayo-9788420688213Mindfulness y Ciencia de los autores Ausias Cebolla y Javier García Campayo nos descubre que mindfulness es tomar conciencia del momento presente, conciencia de nosotros mismos,  y de nuestro entorno, sin juzgar. Este libro va dirigido a descubrir  qué es mindfulness y cómo promoverlo.
 
Mindfulness es el hábito de conducir la mente dispersa a " casa" dotándola de un espacio amplio. Mientras que muchos de los capítulos de este libro están diseñados para ayudar a los profesionales a llevar mindfulness a sus pacientes, estudiantes y clientes, mindfulness empieza por nosotros mismos.
 
Gran parte del contenido de este libro trata de ayudar a profesionales de distintos ambitos como la psicoterapia, la farmacología, la cirugía, el liderazgo, la enseñanza o la investigación en el uso de Mindfulness.

martes, 10 de enero de 2017

Anapanasati: La meditación según el budismo.

Tal vez sintamos curiosidad por saber como entienden los budistas la meditación. Ellos son los maestros de meditación mas expertos, al menos en algunas de sus versiones. El siguiente texto nos puede acercar a la forma y a la práctica de la meditación básica en el budismo.

ANAPANASATI: MEDITACIÓN PARA ILUMINARSE

ANAPANASATI es la meditación consciente en la respiración (inhalación y exhalación). Fue la primera meditación que expuso Buda.

Buda puso especial énfasis en esta meditación, ya que es la puerta de entrada a la iluminación y al Nibbàna; y porque ha sido adoptada por todos los Buddhas del pasado como la base principal de su logro de la Buddheidad. Cuando Buda se sentó al pie del Árbol del Bodhi y resolvió no levantarse de ahí hasta que alcanzara la iluminación, tomó el ànàpàna-sati como su objeto de meditación. Sobre esta base, alcanzó las cuatro absorciones (jhànas), recordó sus vidas previas, desentrañó la naturaleza del samsàra, experimentó los sucesivos conocimientos introspectivos y, en el atardecer, alcanzó la sabiduría ilimitada de un Buddha Totalmente Iluminado.

“Aquí, monjes, un monje que se ha ido al bosque, o al pie de un árbol, o a un lugar vacío, se sienta con las piernas cruzadas, sosteniendo erecta su espalda, haciendo emerger la atención plena frente a él.”

Esto significa que cualquier persona que pertenezca a uno de los cuatro tipos de individuos mencionados en esta enseñanza – es decir, bhikkhu (monje), bhikkhùni (monja), upàsaka (laico), o upàsikà (laica) – deseoso de practicar esta meditación, debe ir ya sea a un bosque, al pie de un árbol apartado, o a una morada solitaria. Ahí deberá sentarse con las piernas cruzadas, manteniendo su cuerpo en posición erecta, fija su atención plena en la punta de su nariz, el lugar de su objeto de meditación.

Si hace una inhalación prolongada, deberá comprender tal acto con plena atención. Si hace una exhalación prolongada, deberá comprender tal acto con plena atención. Si toma una inhalación corta, deberá comprenderlo con plena atención, si hace una exhalación corta, deberá comprenderlo con plena atención.

“Inhala experimentando el cuerpo en su totalidad, exhala experimentando el cuerpo en su totalidad”

Esto es, con atención bien situada, ve el principio, el medio y el final de las dos fases, la inhalación y la exhalación. Conforme practicas la observación de la inhalación y exhalación con atención, se calmarán y tranquilizarán las dos funciones de inhalación y exhalación.

Buda ilustró esto con un símil. Cuando un hábil tornero o su aprendiz trabajan un objeto en su taller, atienden a su labor con atención fija: al hacer un giro largo o uno corto, saben que están haciendo un giro largo o uno corto. De la misma manera, si el practicante de meditación inhala largamente lo comprende como tal; y si exhala largamente, lo comprende como tal; si hace una inhalación corta, lo comprende como tal y si su exhalación es corta, lo comprende como tal. Ejercita su atención de tal forma que ve el principio, el medio y el final de estas dos funciones de inhalación y exhalación. Comprende con sabiduría la tranquilización de estos dos aspectos, de la inhalación y la exhalación.

Se da cuenta entonces de que su cuerpo, el cual ejercita las dos funciones de inhalación y exhalación, es únicamente un cuerpo, no un ego o “Yo”. Esta atención plena y sabiduría son útiles para desarrollar una mejor y más profunda atención y sabiduría, capacitándolo para descartar las concepciones erróneas de las cosas en términos de “Yo” y “mío”. Entonces, llega a estar capacitado para la vida con sabiduría respecto a este cuerpo y no se aferra a nada en el mundo con una visión errónea. Viviendo sin apego, el meditador recorre el camino hacia Nibbàna a través de la contemplación de la naturaleza del cuerpo.

LOS PRELIMINARES DE LA PRÁCTICA

En primer lugar, Buda indicó una morada apartada para practicar el ànàpàna-sati. En el sutta se mencionan tres lugares; el bosque, el pie de un árbol, o un lugar vacío. Este puede ser una tranquila cabaña, o una habitación libre de la presencia de otras personas. Hasta podemos considerar una sala de meditación como un lugar vacío. Aunque puede haber una gran cantidad de personas en dicho lugar, si cada uno permanece quieto y callado puede considerársele un lugar vacío.

Buda recomendó un lugar así porque para practicar el ànàpàna-sati, el silencio es un factor esencial. Un meditador principiante encontrará más fácil desarrollar su concentración mental en la respiración sólo si hay silencio. Aún si uno no pudiera encontrar el silencio completo, se debería elegir un lugar tranquilo en donde se pueda disfrutar de privacidad.

Buda explicó después la posición de sentado. Hay cuatro posturas que pueden adoptarse para la meditación: de pie, sentado, acostado y caminando. De estas la postura más adecuada para la práctica del ànàpàna-sati al principio, es la postura sentada.

La persona que desee practicar el ànàpàna-sati debe sentarse con las piernas cruzadas. Ésta no es una postura fácil para todos, pero puede dominarse gradualmente.

En la práctica del ànàpàna-sati, es imperativo sostener el cuerpo derecho. El torso debe mantenerse erecto, pero no tirante ni rígido. Uno puede cultivar esta meditación adecuadamente sólo si todos los huesos de la columna están alineados en una posición erecta.

Las manos deben colocarse suavemente en el regazo, el dorso de la mano derecha sobre la palma de la mano izquierda. Los ojos pueden estar cerrados suavemente o semi-cerrados, lo que resulte más cómodo. La cabeza debe sostenerse derecha, inclinada ligeramente en ángulo hacia abajo, la nariz perpendicular al ombligo.

Para cultivar el ànàpàna-sati uno debe estar claramente atento al lugar en el que el aire entra y sale por las fosas nasales. Esto se sentirá como un punto debajo de las fosas nasales o sobre el labio superior, en donde se presente el contacto del aire al entrar y salir de las fosas nasales, en el que pueda sentirse con mayor precisión. En ese punto, deberá fijarse la atención, como un centinela que observa una puerta.

Uno inhala atentamente, exhala atentamente. Desde el nacimiento hasta la muerte, esta función de inhalación y exhalación continúa sin detenerse, sin una pausa, pero no reflexionamos conscientemente en ello, ni siquiera nos damos cuenta de la presencia de esta respiración. Si lo hacemos, podemos obtener mucho beneficio por medio de la calma y la introspección.

El practicante de meditación que observa conscientemente la respiración de esta manera, no debe tratar nunca de controlar su respiración o retener su respiración con esfuerzo. Ya que si controla o retiene su respiración con esfuerzo consciente, se fatigará y su concentración mental se verá afectada e interrumpida. La clave de la práctica es fijar la atención de forma natural en el punto en donde se siente que entran y salen las inhalaciones y exhalaciones. Entonces, el meditador tiene que mantener su atención en la sensación de contacto del aire en las fosas nasales, manteniendo la atención tan continua y consistente como sea posible.

Texto extraído del libro “ANAPANASATI: MEDITACIÓN EN LA RESPIRACIÓN”



domingo, 8 de enero de 2017

libro: Controle su destino – Anthony Robbins



¿Se deja arrastrar por circunstancias que parecen estar fuera de su control? Esa carencia de autodominio es consecuencia de múltiples factores: hábitos negativos, escaso conocimiento de los propios valores personales, dificultades en las relaciones con los demás… Todo ello causa esa angustiosa sensación de estar manejado por los otros, por lo otro. En Controle su destino, Anthony Robbins propone una serie de pautas sencillas de seguir que nos ayudan a descubrir nuestras creencias más profundas, nuestras preguntas fundamentales. Propone, en suma, un viaje de autodescubrimiento cuya estación terminal es la más plena y satisfactoria realización de uno mismo.

Resultado de imagen

Segundo libro del motivador más mediático de EEUU. Si “Poder sin límites” no puede faltar en la biblioteca de autoayuda, este aún es mucho más interesante. Este libro supera al primero en contenido, en técnicas, ejercicios e información. Si no fuera por las referencias al “Poder sin Límites” este sería el libro genérico de autoayuda más interesante, de hecho con los dos tenemos un extraordinario manual del cambio. En este no le pega una patada a la PNL, por que no habla de PNL si no de técnicas o ejercicios, simplemente da ideas para el cambio. Mucho mejor libro que “Poder sin límites” sigue en la misma línea dinámica y de estimulo al cambio.

Este contiene muchos ejercicios para mí el mejor libro para alguien que quiera empezar YA a hacer cambios en su vida y empezar a definir qué es lo que quiere conseguir.

Un libro para leer varias veces y hacer muchas anotaciones, sin duda está entre los mejores libros de autoayuda.


viernes, 2 de diciembre de 2016

Libro: Tres amigos en busca de la sabiduría.



Por si quieres percibir o regalar el placer de la verdadera sabiduría. Un libro que aporta prácticas auténticas para crecer.
Uno de los mejores libros que he leído y que me atrevo a recomendarte con todo cariño. 

Tres líderes del pensamiento actual nos ofrecen tres puntos de vista distintos y complementarios  y tres formas de abordar la vida que coinciden plenamente en lo esencial.
La obra surge de manera espontanea de un retiro que deciden hacer los tres, planteándose preguntas esenciales sobre las que conversan en largos paseos por el bosque; grabando y luego plasmando en un sencillo y profundo libro.

Hace un par de años tres eruditos de trayectorias diferentes, filósofo, monje y psiquiatra, decidieron reunirse para intercambiar puntos de vista sobre los grandes temas que se plantea todo ser humano cuando reflexiona sobre la manera en la que conduce su vida.


Este libro recoge el intercambio de experiencias y de convicciones, personalidades y profesiones que les han llevado a reflexionar y trabajar sobre lo que le hace bien al ser humano.

Tres Amigos en Busca de la Sabiduría es una reflexión que busca aportar respuestas a preguntas relativas al sentido de la propia existencia.

Un psiquiatra, un filósofo y un monje budista: tres de los pensadores más aclamados del mundo, por su sabiduría y por los valores que defienden, reunidos en un mismo libro. Tres ámbitos de conocimiento distintos y tres formas de abordar la vida que coinciden en lo esencial.

Tras años de amistad, Christophe André, Alexandre Jollien y Matthieu Ricard, se reúnen por primera vez para responder a las preguntas que todo ser humano se formula en el transcurso de su existencia, uniendo sus voces para ayudar al mayor número de personas posibles a conocer la alegría y la sabiduría.

Cada uno desde su trayectoria profesional y personal, los maestros comparten lo que han aprendido a lo largo del camino. El resultado es esta hermosa guía, enriquecida con tres perspectivas distintas, sobre el apasionante arte de vivir, la cual incluye experiencias personales, reflexiones y consejos sobre temas como el ego, las emociones, el altruismo, el sufrimiento, la libertad, la culpabilidad o el perdón, entre otros.
¿Cómo vencer el malestar?
¿Cómo vivir en paz con los demás?
El ego, ¿amigo o impostor?
¿Qué nos lleva a acumular posesiones?
¿Qué nos aporta el altruismo?
¿En qué consiste la libertad?
¿Cómo viajar más felices y ligeros?

Tres de los pensadores más influyentes de nuestro tiempo toman la palabra para narrar sus experiencias, compartir aquello que han aprendido a lo largo del camino y ofrecernos sus consejos y su sabiduría.

Cada uno con su propia voz y desde su propio campo de conocimiento, los tres pensadores toman la palabra para ayudarnos a progresar, a identificar nuestros miedos, nuestros deseos, a escapar de nuestra prisión mental y a comprender, al fin, que todos poseemos la capacidad de amar mejor a los demás y a nosotros mismos. Y lo hacen compartiendo también sus propios miedos y escollos, unos desafíos vitales que no son tan distintos a los nuestros.

Tres Amigos en Busca de la Sabiduría es una guía inspiradora y profundamente transformadora, por encima de todo, a ser mejores seres humanos.
CONTENIDOS:
Prólogo.
Introducción.
  1. ¿CUÁLES SON NUESTRAS ASPIRACIONES MÁS PROFUNDAS?
  2. EL EGO, ¿AMIGO O IMPOSTOR?
  3. APRENDER A VIVIR CON LAS EMOCIONES.
  4. EL ARTE DE ESCUCHAR.
  5. EL CUERPO: ¿UNA CRUZ O UN ÍDOLO?
  6. EL ORIGEN DEL SUFRIMIENTO.
  7. LA COHERENCIA: CUESTIÓN DE FIDELIDAD.
  8. ALTRUISMO: TODO EL MUNDO SALE GANANDO
  9. LA ESCUELA DE LA SENCILLEZ.
  10. LA CULPABILIDAD Y EL PERDÓN.
  11. LA VERDADERA LIBERTAD: ¿DE QUÉ PUEDO LIBRARME?
  12. NUESTRAS PRÁCTICAS COTIDIANAS.
Epílogo.








Matthieu Ricard
Matthieu Ricard es biólogo molecular, hijo de un filósofo ateo. Este monje francés dejó su carrera para abrazar el budismo y es hoy el asesor personal del Dalai Lama. Autor de éxito internacional, reconocido en todo el mundo como el gran embajador del budismo en occidente.

Christophe André
Christophe André es médico psiquiatra y psicoterapeuta. Durante quince años, practicó la medicina y el rugby en Toulouse. Se trasladó a París, donde sustituyó el rugby por la escritura y publicó numerosos ensayos. Profesor universitario y psquiatra en el hospital Sainte-Anne, en una unidad especializada en el tratamiento de trastornos emocionales, ansiosos y depresivos.

Alexandre Jollien
Alexandre Jollien (1975) vivió durante 17 años en una institución especializada para personas con discapacidades físicas. Filósofo y escritor, es autor de varias obras. Fue galardonado por la Academia Francesacon el Premio Mottart de ayuda a la creación literaria.

Imagen relacionadaResultado de imagen de Christophe AndréResultado de imagen de Alexandre Jollien

lunes, 21 de noviembre de 2016

¿Cómo masajear adecuadamente el “tercer ojo” o el punto Yin Tang?

Hay una gran coincidencia entre diversas filosofías y culturas en este punto.
La Medicina Tradicional China señala que masajear este punto  reduce la tensión, aumenta el estado de ánimo, la concentración, la capacidad de trabajo, alivia el  dolor de cabeza y ayuda a la recuperación de la visión, sobre todo si estas mucho tiempo en los teléfonos y ordenadores.  También señalan que este método ayuda a aumentar la intuición.

este punto se denomina Yun Tang, y en algunas culturas se le denomina el tercer ojo. En las enseñanzas budistas se corresponde a uno de los centros de energía.

Según la filosofía Taoísta, el Yin Tang es el centro donde reside el espíritu del hombre, el “Shen”. Para los practicantes de Qigong este punto es conocido como el Dan Tian Superiory en la filosofía hindú, como el sexto vórtice de energía o Chakra.

Lo mejor es probarlo uno mismo y ver que sucede.

¿Cómo masajear adecuadamente el “tercer ojo” o el punto Yin Tang?Resultado de imagen de punto Yin Tang


Pulse suavemente con el dedo índice en el punto, realizando masajes en círculo durante 60 segundos. 

Este método es muy beneficioso y entre los ya señalados beneficios, uno de sus efectos positivos es que regenera la piel y la mantiene joven.

sábado, 12 de noviembre de 2016

Doctor en psiquiatría explica la neurobiología del yoga y los beneficios de la meditación.

Doctor en psiquiatría explica la neurobiología del yoga y los beneficios de la meditaciónCon un PhD en psiquiatría y psicología y treinta años de experiencia en la práctica y enseñanza de yoga y meditación alrededor del mundo, el doctor Stephen Parker está en Guayaquil para compartir sus conocimientos sobre neurobiología del yoga y los efectos de la meditación en el organismo.
Parker es catedrático en la facultad de psiquiatría en la Universidad de Minneapolis, Estados Unidos, y estudió sánscrito en la Universidad de Minnesota. Además, es miembro de la Asociación Internacional de Terapeutas de Yoga, entre otros grupos internacionales relacionados a esta práctica milenaria.
Llegó a la ciudad como invitado al evento Sadhana Yoga Conference, que inició el viernes 12 de agosto en el Centro de Convenciones, y aceptó una entrevista con EL UNIVERSO.
¿Cuál es la relación entre la práctica del yoga y el funcionamiento del sistema nervioso central?
Primordialmente el yoga opera a través del sistema nervioso central. Una de las formas más importantes en que lo hace es a través de mantener la atención en el presente, momento a momento. Mantener la atención opera físicamente en el lóbulo frontal de la corteza cerebral, que es la parte del cerebro que organiza al resto del sistema nervioso central.
¿Cómo se transmite este conocimiento a personas, incluso a profesionales de la medicina, que pueden desconfiar de los beneficios del yoga?
Lo hacemos a través de la ciencia médica, porque es lo que normalmente el público conoce y en lo que confía. Hay estudios científicos que demuestran los efectos positivos de la práctica. Yo he ejercido como psicoterapeuta por 30 años y con la gente que está abierta a la metodología y lenguaje del yoga, le hablo en ese lenguaje; y para quienes no sean receptivos a ese lenguaje, uso términos de la ciencia.
En sus treinta años como psicoterapeuta, ¿qué similitudes encuentra entre los tratamientos que recomienda la psicología y el yoga?
Una de las formas más simples y a la vez más importantes en un tratamiento psicoterapéutico es observar la respiración. En el momento en que uno empieza a observar la respiración, la persona empieza a ser más consciente de su estado físico, de lo que está sucediendo en su mente, y el estar más consciente de todas estas cosas uno puede, por ejemplo, notar cuando una emoción está surgiendo. Cuando uno puede reconocer qué emoción está surgiendo, se empieza a tener una cierta distancia, un espacio de tiempo. Esto nos permite mirar la emoción y decidir, con mucha mejor sabiduría, cómo vamos a actuar. En vez de reaccionar instintivamente, podemos decidir qué acción vamos a tomar frente a esa emoción.
¿Cuál es su opinión sobre el consumo de medicamentos químicos como tratamiento para desórdenes del sistema nervioso, la depresión u otras condiciones relacionadas?
Las medicinas que se utilizan para tratar la depresión ayudan a aumentar la cantidad de químicos que naturalmente ya existen en el cerebro, esas medicinas ayudan a conectar las neuronas, algo que normalmente el cerebro es capaz de hacer sin ningún medicamento. Al inicio, las medicinas ayudan mucho a las personas; sin embargo, el cerebro funciona básicamente con retroalimentación constante. Uno de los problemas con las medicinas para la depresión es que se el cerebro nota una abundancia de un neurotransmisor y decide dejar de producirlo naturalmente. Tarde o temprano, esa medicina no funciona más. Entonces, a corto plazo las medicinas pueden servir, pero a largo plazo las personas deben encontrar alternativas naturales para incrementar la cantidad de neurotransmisores, y una de las mejores formas para eso es hacer ejercicio aeróbico. La experiencia subjetiva entre tomar medicamentos y hacer ejercicios aeróbicos es prácticamente igual. En cuanto a la ansiedad, se ha comprobado que el yoga tiene efectos positivos. Considero que algunas personas, probablemente, sí necesiten medicamentos, pero la mayoría de las personas podría al menos reducir la cantidad de medicinas utilizando métodos de meditación.
¿Las personas con enfermedades psiquiátricas como bipolaridad o esquizofrenia también podrían encontrar beneficios en la meditación y el yoga?
Las personas con este tipo de desórdenes mentales también sufren de ansiedad y depresión, así que la meditación y el yoga producen el mismo efecto antes mencionado. Eso sí, deben ser prácticas específicas, porque sino podrían traer efectos no deseados. Por ejemplo, a una persona con esquizofrenia se le recomienda meditar usando un mantra (una frase que se repite una y otra vez) o la concentración en un objeto externo, así la ayudamos a conectarse con la realidad y a vivir más en el presente.
Estamos rodeados de muchas distracciones y algunos especialistas hablan de una época de "neurosis colectivas". En su opinión, ¿cuál es la enfermedad mental o emocional que más nos está afectando?

El miedo es la enfermedad que más nos está afectando. Uno de los problemas es que donde uno puede estimular el miedo, uno también puede ganar mucho poder político. Como dijo Roosevelt antes de la segunda guerra mundial: "No hay nada que temer sino al miedo mismo". En ese momento Estados Unidos estaba enfrentando una guerra y una gran calamidad, pero parece que el país ha olvidado todo esto.
No menciono su nombre, pero tenemos un político que está ganando un montón de popularidad estimulando a la gente a través del miedo. Eso es lo que hace ISIS en el mundo y es lo que hacen muchos políticos, motivar por el miedo.
Las vicisitudes vienen para todos. La primera palabra que el Buda dijo cuando salió de su estado de profunda meditación fue una que significa "sufrimiento". Todos tenemos sufrimiento con el cual lidiar en la vida y no nos ayuda en lo absoluto tener miedo a esto, lo hace peor.
Existe un dicho: "El dolor es inevitable, el sufrimiento es opcional". La gente elige sufrir a través del miedo, y cuando se hace eso se corre el riesgo de ser manipulado. Ese es el problema de este tiempo.
Antes de encontrar las prácticas del yoga y la meditación, ¿a qué le temía y cómo dio el primer paso para superar ese miedo?
Yo tenía muchos miedos, tenía 19 años. Pensaba: ¿qué voy a hacer con mi vida? Era la época de Vietnam y habían muchísimas dificultades políticas en mi país, no sabía a qué profesión debía dedicarme. De hecho, mi mente estaba bastante enredada. Tuve un primer acercamiento al yoga a esa edad, pero luego seguí haciendo otras cosas. A los 28 años me di cuenta de que estaba harto de tener miedo, me pregunté a mí mismo: ¿Qué puedo hacer que sea realmente útil?
Me gustaba mucho hacer caminatas por la naturaleza, pero siempre le tenía miedo a la altura. Entonces me dije: Si puedo escalar una montaña eso sería algo realmente importante. Entonces me convertí en un montañista para conquistar mi miedo.
Escalé por toda la parte occidental de Estados Unidos y después fui a Perú, a la Cordillera Blanca. Un día, cuando ya había subido unos 500 metros y veía un gran abismo me di cuenta de que el miedo era un buen amigo, porque me ayudaba a poner los pies en el lugar apropiado. Entonces cambió mi relación con el miedo. Pero una vez estaba en el campamento base y la gente llegaba a contar sus 'historias de guerra', sus experiencias como montañistas, y eso me asustó bastante. Sentí un miedo tan grande que estuve toda la noche metido en la bolsa de dormir, me dio diarrea, era todo nervios.
A la mañana siguiente me dije: Quizá me puedo quedar aquí en el campamento base, quizá puedo escalar solo un poco, por los alrededores y después regresar aquí. Pero la parte más paternal dentro de mí me recriminó: ¿Estás bromeando? Estuviste ahorrando tantos años para poder venir y ahora te vas quedar en el campamento base? ¡Empaca y sube!
Entonces tomé mi maleta y como un niño regañado emprendí el camino. Mientras subía, veía el pico más alto, que se llama Huascarán, y estaba cautivado por la belleza de ese momento y tuve un mensaje sin palabras que venía desde adentro que decía: Yo estoy siempre contigo. Era la voz de mi gurú. Yo había sido iniciado en el yoga hace muchos años, cuando tenía 19, pero yo me había concentrado en hacer otras cosas y no estaba practicando; sin embargo, el lazo de iniciación en el yoga nunca se va, inclusive de vida a vida. Desde el momento en que escuché esa voz, todo el miedo se disolvió y todo se convirtió en una aventura maravillosa. Más tarde escalé a la cima de una montaña y una de las seguridades de la bota se había desatado. Si yo perdía ese agarre, moría. Pero yo no sentí miedo. Lo vi y me di cuenta que tenía que arreglarlo, eso era todo. Lo arreglé y así seguí. El resto del viaje fue fantástico.
No conquisté al miedo, simplemente cambié mi relación con él. La buena parte del miedo es que es un sistema de alarma que me mantiene vivo, pero eso puede volverse excesivo y esa parte excesiva del miedo es lo que se convierte en un obstáculo y con la que mucha gente tiene dificultades viviendo. Tenemos que encontrar esa parte dentro de nosotros que pueda mantener el miedo en balance.
Está bien cuando uno tiene al miedo y este lo ayuda a protegerse. El problema es cuando el miedo lo tiene a uno. En ese momento nos volvemos vulnerables a las cosas que pasan a nuestro alrededor.
Quien no tiene una conexión con un gurú, ¿qué práctica lo puede ayudar a conquistar el miedo?
La práctica que tu corazón esté pidiendo. La gente a veces pone mucha energía en encontrar a un gurú, pero él es quien te encuentra en el momento adecuado, cuando estás listo. Lo importante entonces es estar listo. Practicar de la mejor forma que se pueda. La práctica de estar atento al momento presente es muy efectiva y se puede realizar en cualquier momento, como cuando estás arreglando el jardín. El reino está alrededor tuyo y no lo ves. Cuando le preguntaban a Buda si él era un dios o era un gurú, él decía: No, yo solo estoy despierto.
Algunas personas pueden pensar que para seguir el camino del yoga y la meditación se necesita abandonar a tener una profesión o un trabajo, por ejemplo, o ir a una cueva en los Himalayas... ¿Qué piensa sobre eso?
La cueva se estira desde la cabeza hasta los pies. No necesitas ir a ningún lado. Mi cueva de meditación es en aeropuertos internacionales, el 60% de mi meditación la he hecho en los aviones y aeropuertos.
La meditación tiene efectos cognitivos como mejorar la memoria y la destreza metal, pero también ciertos ejercicios mentales (de lógica, matemáticas, etcétera) se promueven con el mismo objetivo. ¿Cuál es la diferencia?
A pesar de que es cierto que la meditación trae todos estos efectos cognitivos, lo más importante es que la meditación te ayuda a amar mejor, que al final es lo único que importa, es el sentido de la vida.
A menudo la gente le preguntaba a mi maestro si estaban avanzando en su meditación. La gente básicamente medía cuánto podía aguantar meditando o cuánto podía aguantar la respiración, cuánto tiempo podía estar concentrado, etcétera, pero todas esas cosas tienen que ver con un poder sutil, y el poder no tiene ningún tipo de lugar en la vida espiritual.
Cuando la gente le preguntaba si estaba teniendo progresos en la meditación, mi maestro le contestaba: Pregúntale a tu esposa. Si quería hacer una broma, pero con sentido también, entonces le decía: Pregúntale a tu suegra.
¿Cuáles son los verdaderos logros de la meditación?
Ser más amoroso, más amigable; tener más compasión; sentir felicidad, gozo; no prestar atención a los defectos del otro, no ser reactivos. Si estas cualidades están creciendo en ti, entonces estás teniendo progresos. (I)

miércoles, 9 de noviembre de 2016

¿Por qué el cerebro humano necesita silencio?


Lo que las tradiciones contemplativas han sabido desde siempre, confirmado por la ciencia

¿Por qué el cerebro humano necesita silencio?

El silencio no es un lujo del que sólo puedan (o deban) disponer los monjes. La regeneración de las células cerebrales, sugieren estudios recientes, podría estar relacionada con el silencio.
Un estudio hecho en 2013 publicado en la revista especializada Cerebro, Estructura y Función reveló los efectos que distintos tipos de sonido causaban en los cerebros de los ratones en el laboratorio.
Cuando los ratones no estaban expuestos a esos sonidos, los científicos encontraron lo que no estaban buscando: durante el tiempo en el que los ratones descansaban de la exposición al ruido (dos horas diarias de silencio), los científicos descubrieron que los ratones desarrollaban nuevas células en el hipocampo, el área del cerebro asociada con la memoria, el aprendizaje y las emociones, sugiriendo que quizá sea por eso por lo que, instintivamente, buscamos lugares callados y tranquilos para estudiar.
Las nuevas células se desarrollaron hasta convertirse en nuevas neuronas.
Así, en sentido estricto, podríamos afirmar que el silencio hace que tu cerebro “crezca”.
Para leer más sobre este estudio, puedes hacer clic aquí.

domingo, 6 de noviembre de 2016

Actividades que te ayudan a reactivarte.

OCHO ACTIVIDADES PARA REINICIAR TU MENTE (QUE NO INCLUYEN MEDITAR)

¿Anhelas cosechar los beneficios de una práctica de meditación pero te intimida el acto de sentarte en quietud? La meditación es un proceso simple que no requiere esfuerzo para algunos, pero para otros puede representar una tarea abrumadora.
La buena noticia es que hay muchas maneras de cultivar un estado de atención plena y tranquila que no incluyen la meditación en quietud. Intenta alguna de estas actividades alternativas para poner en práctica tu atención en el momento presente, y disfruta del enfoque, la claridad y la paz que le siguen.

Resultado de imagen de pasear por el parqueSal a dar un paseo
Tanto la naturaleza como el ejercicio son recetas para mejorar la salud y el bienestar. Henry David Thoreau lo estableció muy claramente: “Caminé por el bosque y regresé siendo más alto que los árboles”. Esto se debe a que estar en la naturaleza se siente bien. Alimenta tu cuerpo, mente y espíritu.
Encuentra un sendero o camino cerca de ti. Intenta encontrar en Internet una nueva ruta que explorar. Mientras caminas, presta atención a cómo respiras al moverte. Date cuenta de tus sensaciones corporales, observa cómo aumenta tu frecuencia cardiaca cuando subes un monte, y cómo participan tus pantorrillas mientras desciendes.
Fíjate en todos los detalles a tu alrededor: los colores, las plantas y los árboles, el ritmo y la cadencia de tus movimientos, y tus pies que caen sobre el piso en un ciclo. Absórbelo todo sin distraerte.

Haz jardinería
Resultado de imagen de jardineriaEn lugar de arreglar el jardín mientras escuchas música, trata de cultivar un estado de atención presente y silenciosa. Si puedes mantener tu mente enfocada en prestar atención a lo que estás haciendo (la sensación de tus manos en la tierra, la briza sobre tu rostro, el aroma de la albahaca que está creciendo y tu respiración al moverte), puedes convertir tu sesión de jardinería en una práctica de conciencia presente.
Pinta entre líneas
Resultado de imagen de mandalaHay una nueva moda en el mundo de la conciencia llamada colorear para adultos. Los libros para colorear dirigidos a adultos dicen brindar horas de relajación, alivio de la tensión, expresión creativa y un estado de conciencia presente. Además, parece ser una forma divertida de jugar de nuevo como un niño.


Resultado de imagen de bailarBaila
Pon buena música (de preferencia con mucho ritmo pero sin letra), cierra los ojos y permite que tu cuerpo se mueva libremente. Intenta hacerlo en un lugar amplio como el patio, la sala o el sótano, y baila como si nadie te estuviera mirando porque, bueno, nadie lo hace, pero también porque se siente bien.

Haz ejercicio con atención plena
Imagen relacionadaHay muchas formas de mover tu cuerpo de manera atenta, solo se necesita algo de enfoque y conciencia para combinar la atención plena y el ejercicio físico. Prueba con correr, saltar la cuerda, practicar tai chi o cualquier otro ejercicio aeróbico mientras sigues estos consejos para integrar la atención plena a tu programa de ejercicios.

Practica yoga
Resultado de imagen de yogaEl yoga, también una forma de estirar tu cuerpo y hacer ejercicio, es la manera en que mucha gente encuentra la meditación. En la práctica física del yoga, es más fácil enfocarse primero en el cuerpo y luego usar ese enfoque para domar a la mente del mono.
Encuentra una clase de yoga cerca de ti, pon un video de yoga en línea, o haz una secuencia de yoga para fortalecer tu columna o posturas para despertar por la mañana. Permite a tu cuerpo y respiración conducir tu mente conforme vas de una postura a la siguiente.

Toca un instrumento
Tocar música es una forma increíble de expresión creativa. No tienes que ser talentoso para disfrutar de ella. De hecho, si no te tomas tan en serio un instrumento, puede servir como un gran ejercicio de atención plena porque no tienes un objetivo más allá de solo tocar.
Si ya tocas un instrumento, pasa algún tiempo con él y deja todo lo demás afuera. Convierte esta en una sesión de atención plena, en lugar de perfeccionar una canción o escribir algo nuevo para que los demás lo disfruten.
Resultado de imagen de kalimbaSi aún no tocas ningún instrumento, escoge uno de los que siguen, que requieren muy poco o nulo conocimiento para comenzar:
•    Tambor
•    Gong
•    Cuencos tibetanos
•    Campanas chinas
•    Calimba
•    Maracas
•    Tu propia voz
Recuerda que el propósito no es ganarte al público, sino enfocar tu atención en el momento presente mientras creas ritmo, melodía y sonido.

Resultado de imagen de chica viendo puesta de solDisfruta de una puesta de sol
No hay mayor sensación de presencia que observar el sol esconderse detrás de una nube o más allá del horizonte. Además de su belleza natural, la puesta de sol también es un luminoso recordatorio de que todos los días nos ofrecen un nuevo final y un nuevo comienzo.
Piérdete en los colores vibrantes y el espíritu de la puesta de sol, y toma el consejo de la Madre Naturaleza de que el resto de tu lista de cosas que hacer puede esperar hasta mañana.

Fuente:https://choprameditacion.com